11 de octubre de 2013

Desafío Álbum de Fotos Literario: día 14

A un día de terminar nuestro desafío, aparece el reto más difícil de todos:

Pila de libros favoritos


La verdad es que escoger mis libros y autores favoritos siempre me ha resultado muy difícil. Creo que hay libros que me han marcado en diversas etapas de mi vida, pero no por ello necesariamente serían mis favoritos, ¿me explico? Y hay obras de un mismo autor que me gustan pero no por ello me encantan todos sus libros o se convierte en mi escritor preferido...

En fin, después de darle mil vueltas al asunto, decidí escoger tanto libros que me han encantado como que me han marcado en mi vida, de manera que la lista sea más completa y precisa. Espero les agrade y me dejen sus opciones también.

De abajo para arriba (aunque sin un orden específico en favoritismo), estos son los libros que escogí para mi pila y una breve explicación del por qué de mi decisión:

1. El exilio, de R. A. Salvatore
Esta novela forma parte de la trilogía del Elfo Oscuro (que recomiendo mucho), pero particularmente me gusta mucho este libro por el protagonista. Las peripecias que debe atravesar, los conflictos emocionales que tiene que resolver, y las aventuras que le suceden, aunado a la descripción de los lugares... definitivamente fue uno de mis favoritos por años y hasta la fecha le guardo mucho cariño.

2. El castillo de Otranto, de Horace Walpole
Considerada la primera novela gótica, es un pequeño texto que contiene las primeras referencias y elementos que marcaron el género. Me parece fundamental y la historia además es muy interesante. Un favorito definitivamente.

3. Diccionario de mitología y religión de Mesoamérica
Este libro lo escogí para representar la mitología en general, pues ha marcado mucho mi vida, mis gustos y mi escritura. Aunque me gusta la mitología de varios países, considero que las antiguas creencias mesoamericanas son bellísimas, a pesar de ser poco estudiadas.

4. Momo, de Michael Ende
Este pequeño marcó sin lugar a dudas mi adolescencia. Fue de esos libros que me hizo sentir que ya no era una niña pequeña y que tenía la capacidad para enteder problemas más importantes, problemas que se podían describir a través de libros.

5. La melancólica muerte del Chico Ostra, Tim Burton
Esta hermosa recopilación de historias sin duda es un ejemplo claro de un hombre que ha marcado mi estilo: Tim Burton. Aunque literariamente no lo siga, sus dibujos e ilustraciones me parecen bellísimas y me inspiran mucho al momento de escribir e imaginar. Además, admiro su capacidad para crear personajes extraños que representan problemas y sentimientos cotidianos que todos hemos tenido alguna vez, ¡y su gran humor!

6. Demian, de Herman Hesse
Demian marcó mi adolescencia. La historia del protagonista y el antagonista me hizo replantearme muchas cosas en mi vida y observar ciertos detalles... dificiles de explicar por aquí. Definitivamente vale leerlo. A estas alturas podría agregar Siddhartha, del mismo autor, que se está conviertiendo en un nuevo favorito por todas las ideas que se plantean en él sobre nuestra espiritualidad y nuestros propósito en la vida.

7. En llamas, Suzanne Collins
Considero que esta trilogía ha sido un parteaguas para las generaciones más jóvenes, pues ha retomado serios conflictos modernos (como el consumismo y la falta de apego, conciencia y respeto), para replantearlos en una cruda realidad no muy alejada de nuestros tiempos, donde los niños deben matarse entre ellos en un reality show. Aunque el primer libro me fascinó, fue éste el que me hizo leer a toda velocidad con el corazón en la mano.

8. La silla de plata, de C. S. Lewis
En realidad me gustan todos los libros de las Crónicas de Narnia, pero me fascina la portada de éste y por ello quise seleccionarlo. Creo que son novelas que fácilmente te transportan a ese mundo de fantasía que creó el autor, al tiempo que la imaginación se desborda. Además, los libros están llenos de intertextualidades muy interesantes.

9. Desayuno en Tiffany's, de Truman Capote
Amo a Holly Golightly, protagonista de esta pequeñisima novela. Su manera tan aparentemente simple de ver la vida te permite hacer una gran reflexión sobre muchos temas. Además, de la historia es una belleza.

10. Fahrenheit 451, de Ray Bradbury
Otro libro que marcó mi adolescencia. Creo que es de esas novelas que podría releer toda la vida. Aunque me gustan mucho los temas distópicos por las cuestiones que plantean, creo que Fahrenheit 451 consigue ir un poco más allá al eliminar los libros y con ello la información, el pensamiento, la conciencia y por ende todos nuestros valores sociales.

11. El rey de hierro, de Maurice Druon
Amo las novelas históricas, y la serie de Los reyes malditos no es la excepción. Lo que este autor francés consigue es indescriptible. Literal, es como si de pronto estuvieras en la Francia medieval observando todos los conflictos con España e Inglaterra, comiendo con los reyes, asistiendo a bodas y cacerías, formando parte de todas las traiciones, asesinatos y conspiraciones... Increíble.

12. Reckless, de Cornelia Funke
Otro de mis géneros favoritos es la literatura de fantasía, y esta novela se ha convertido en uno de mis clásicos. Tal vez lo que más amo es cómo se retoman los cuentos de los hermanos Grimm para darles un toque mucho más oscuro, casi al estilo gótico clásico; así como el triángulo amoroso entre los protagonistas que es mucho más sútil y refinado que lo que otras novelas plantean.

13. Cuentos de amor, de locura y de muerte, de Horacio Quiroga
Además de que quería mencionar a algún latinoamericano, estos cuentos son fantásticos. La mayoría los leí cuando tenía entre 13 y 14 años y desde entonces las imágenes e impresiones no se han borrado. Quiroga es un maestro en el arte del misterio y el suspenso, es un must literario para los amantes del género.

14. Harry Potter y el prisionero de Azkaban, de J. K. Rowling
Definitivamente mi libro favorito, ha sido el libro que más veces he releído (ya ni siquiera sé cuántas van). Creo que es una joya, y lo que más me gusta es que, hasta cierto punto, es el único libro de la saga que pareciera ser autónomo y que puedes deslindar de la historia de Voldemort. Además, aquí hace su aparición Sirius Black <3


15. Castilla para Isabel, Jean Plaidy
Otra trilogía de novela histórica, cuenta sobre la vida de los Reyes Católicos. La verdad es que la pureza en las descripciones, la infinidad de detalles, el lenguaje y los hechos te transportan inmediatamente al siglo XV y te hacen sentir parte de la historia.

2 comentarios:

  1. Interesante selección. De éstos ya leí Fahrenheit 451, de hecho por recomendación tuya en un video blog. De Demian sólo leí la mitad, pero quiero volver a leerlo, aunque ya leí Siddhartha, y tengo pendientes Desayuno en Tiffany's y la trilogía de Los Juegos del Hambre. También ya leí Harry Potter, recuerdo que El Prisionero de Azkaban me causó una sensación muy peculiar, no sé cómo describirla. Momo lo leí hace mucho tiempo, no sé si pondría éste entre mis favoritos o La Historia Interminable, ambos me encantaron.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Wow, compartimos muchas lecturas, eso es genial!!! :D Te mando un gran abrazo :D

      Eliminar

¡Gracias por pasarte por aquí! Por favor no dejes de comentar y, si te gustó el blog, suscríbete para saber más :D